Pasos para vender un piso de segunda mano y conseguir el mejor precio

Pasos para vender un piso de segunda mano y conseguir el mejor precio

Vender un piso de segunda mano al mejor precio posible es casi un arte. Con razón hay tantos programas dedicados a eso. Aunque, lo cierto, es que son la mayoría extranjeros, porque hay ciertas técnicas que en nuestro país son más desconocidas.

¿Sabías que vender una casa tiene un alto componente emocional? Entonces el objetivo es conquistar; despertar en tu posible comprador ese deseo de verse viviendo en el hogar que el ofreces ¡la ilusión de estrenar nuevas experiencias!

Pasos, técnicas… Vamos a ayudarte a vender tu piso de segunda mano de forma rápida y con el mayor beneficio.

Los principales pasos para vender una vivienda de la mejor forma

De acuerdo, tienes un piso que consideras que no vas a necesitar en el futuro o que te genera gastos innecesario. Vamos a ponerlo a la venta, pero tampoco es interesante que las visitas de alarguen en el tiempo ¿no es así? En ese caso vamos a ponernos las pilas.

Lo primero que debes hacer es comprobar el precio al que se ofrecen los pisos más cercanos al tuyo. Incluso, si tienes tiempo, puedes visitar alguno que creas que es más comparable al tuyo.

Anota los puntos positivos de las otras viviendas con respecto a la tuya y también las ventajas o mejoras que aporta la tuya frente al resto. Así podrás ver qué tienen de bueno y si te interesa o no hacer ese gasto para incluirlo en tu piso.

Por ejemplo, si todos los pisos de los alrededores están más o menos en condiciones parecidas, fíjate en los detalles. Si los demás tienen aire acondicionado y el tuyo no ¿te parece interesante equipararte?

De esta forma esa lista que has confeccionado se traducirá en un posible gasto o inversión ¡y tú decides si lo llevas a cabo!

Habrá cosas que no tengan mucha importancia y otras que te podrían dejar en desventaja. Además, ese espionaje previo te ayudará a conocer el metro cuadrado en tu barrio o localidad. De esta forma podrás estimar el valor de tu vivienda.

Ahora bien, si el resto de vivienda están equipadas con un balcón más grande o algún tipo de terraza y la tuya no, quizás tengas que tasarla por debajo. Sin duda ese espacio exterior, por pequeño que sea, le aporta un gran atractivo a cualquier vivienda.

Ya tenemos un valor, ahora toca la puesta a punto

Después de estimar un valor para tu vivienda hay que ver con qué tipo de acciones se puede mejorar esa cifra. Lo más económico es una capa de pintura ¡eso siempre funciona!

No permitas que tu piso tenga un aspecto de suciedad, vejez o de haber tenido un uso intenso y poco respetuoso. Es mejor y más agradable visitar una vivienda toda pintada de blanco. Sin manchas ni cicatrices ni vivencias ajenas por todas partes.

Limpia las superficies y tira la basura, los muebles viejos o piezas rotas. Puedes dejar algún mueble, siempre que no sea de esos que es evidente que sobrevivieron a nuestros bisabuelos.

Limpia los cristales y si hay alguna cortina demasiado pesada quítala. Mejor algún visillo o nada.

Saca fotos, muchas, miles de ellas y desde todos los ángulos. Pero hazlo en las horas del día en las que hay más luz en el piso. Y no olvides colocar varios ambientadores por la casa ¡pero todos con la misma fragancia! Algo agradable.

Y el siguiente paso será contar con un arquitecto técnico que te proporcione la certificación de eficiencia energética para poder vender tu piso. Indispensable.

Llegó la hora de la verdad: muéstralo

Escoge las principales plataformas inmobiliarias y cuelga las mejores fotos. Añade también una descripción agradable en la que no olvides ningún detalle; metros cuadrados, habitaciones, acabados, materiales, detalles de la escalera o zonas comunes.

Pero también sobre el barrio, los servicios y los accesos. No te dejes nada.

Esta es una de las tareas más pesadas, aunque cuantas más veces muestres tu piso, más posibilidades de venderlo. ¡Y no olvides un teléfono o un email!

Lo siguiente será concertar citas. No tengas miedo de citar a varios interesados a la vez porque eso ayuda mucho. Al menos ven que la vivienda despierta interés en otras personas y esa es una forma de aumentarlo.

Mejor en las horas de luz, si puedes escoger. Y verás que en poco tiempo tu piso estará vendido. Aunque si quieres liberarte de la mayor parte de este trabajo, ven a RK Redoriol en ORIHUELA y nos encargaremos de todo ¡venderemos tu vivienda al mejor precio!

¿Te gusta este artículo?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkdin
Share on pinterest
Compartir en Pinterest